Besma. Obtenida mi Diplomatura en Trabajo Social, con 24 años inicié un proceso de desarrollo personal que acompaña mi vida hasta hoy: psicoanálisis, trabajo corporal y energético, reiki, Integración del niño Interior, meditación...

En 2004 conozco el poder de la risa, realizo la formación como Facilitadora de risoterapia y desde 2005 imparto talleres por el territorio nacional.

En esa época, conozco el Tantra de la mano de Astiko con la que  realizo sesiones semanales durante cinco años e intensivos  periódicamente.

Tantra me abre la puerta a la meditación , el contacto con mi SER y  el VACÍO.

En 2007 finalizo mi formación como Terapeuta Gestalt tras un intenso proceso de cuatro años y abro consulta de Terapia individual.

Tras un bello e intenso viaje por India en 2010, que incluye  unos meses de Formación de Tantra, inicio el proceso de compartir esta hermosa sabiduria ancestral que tanto me ha aportado.

Hoy, 20 años más tarde, disfruto compartiendo en talleres de tantra, procesos individuales, de pareja y creando nuevos talleres como el de Stripetease Terapéutico Femenino.

 


Mi propósito es acompañar a las personas en su camino de crecimiento personal.

Transmitir que es posible cambiar, que es posible tomar las riendas de la propia vida y caminar hacia el bienestar y la paz interior.

Transmitir que se puede amar en libertad,
dar amor desde la alegri­a que produce compartir, no desde la necesidad
y el intercambio.

Transmitir la belleza de la vida, cuando podemos disfrutar del presente,
del aqui­ y ahora. 

La belleza de las relaciones cuando se basan en la sinceridad y la honestidad

La belleza de una mirada, de una caricia, de un abrazo...

cuando se hacen con presencia y consciencia.


La belleza del juego,
de la espontaneidad,
de la risa,
de la alegría...


Transmitir que
lo mejor que se puede ser en la vida,
es ser uno mismo,
SER AUTÉNTICO.